sábado, 29 de octubre de 2011

Feng Shui en los Negocios por Carlos Sosa.


Hay muchos tipos de negocios y cada uno tiene sus propias características, casi para todos es importante la atención, la calidad, el precio justo, estrategias, servicios, la gerencia, el personal, etc. sin embargo:

La estrategia no garantiza el éxito
La buena gerencia no garantiza el éxito
Tener un buen producto no garantiza el éxito
Contar con un buen personal no garantiza el éxito

Aun teniendo todas estas cosas juntas tampoco garantizan el éxito del negocio, existen factores que van más allá de lo aparente, factores sutiles que pueden afectar positiva o negativamente los resultados finales, cuando el establecimiento no cuentan con la aprobación del buen Feng Shui pueden manifestarse dificultades de todo tipo, clientes morosos, cuentas incobrables, mercancía que no llega o sale a tiempo contratiempos inesperados, gastos que se escapan de control, averías frecuentes, dificultades con el personal, accidentes, perdidas, etc., a pesar de la buena marcha del negocio, la buena voluntad de su personal, sabias estrategias de mercados y la buena administración que en un momento nos parezca tener.
Siempre los beneficios serán proporcionales al esfuerzo realizado, la buena toma de decisiones y el aprovechamiento oportuno de las posibilidades y oportunidades, aun así en muchos casos pareciera ser que el negocio está envuelto en una nube negra que no acertamos en nada, todo comienza a salir mal y la situación se sale de control, las dificultades están a la orden del día y suceden cosas que afectan negativa la buena  marcha del negocio sin una causa lógica aparente, estos últimos casos nos revelan conflictos que provienen de mucho tiempo atrás que se ha venido agravando progresivamente, si bien este es un caso extremo recordemos que siempre los problemas cuando comienzan son pequeños y a menudos imperceptibles o carente de importancia en esos momentos.

Todas estas dificultades no escapan a la mirada experta del especialista en Feng Shui que en la mayoría de los casos es capaz de descubrir hasta incluso anticipar con solo una inspección ocular al establecimiento.
El Feng Shui es una disciplina china que ha prevalecido miles de años y recientemente ha sido llevado a Europa y Estados Unidos incrementado su popularidad y el éxito económico de muchas empresas pequeñas y multinacionales.
Este arte del Feng shui maneja la relación armoniosa del hombre con el medio ambiente creando espacios más seguros y capaces de hacer fluir la energía a cada sitio donde se encuentre propiciando su mejor desarrollo, desenvolvimiento e influyendo todos sus asuntos ya sean familiares o económicos.
Existen en el Feng shui varias fórmulas de activar el éxito en los negocios, incrementar la facturación, aumentar el flujo de clientes, mejorar la relación laboral, haciendo que tantos locales comerciales y oficinas mejoren su productividad y rendimiento.
No es un acto de hechicería o de magia que genera y produce cosas, cuando hablamos de fórmulas nos referimos a métodos y sistemas que se emplean para recuperar la armonía perdida, entendiendo que la falta de prosperidad o de rendimiento económico es como una enfermedad del negocio hasta que no se sane la situación ésta va seguir afectando
Desde hace mucho tiempo desde que comenzó la revolución económica e industrial en muchos países asiático, el Feng shui ha sido utilizado por la mayoría de los empresarios al punto que compañías transnacionales y bancos occidentales no han podido escapar de su tentación recurriendo a él para optimizar sus rendimientos económicos.
Hoy día, la mayoría de estas grandes corporaciones se resisten a efectuar remodelaciones, cambio de diseño, mudanza o construcciones sin antes haber sido inspeccionado y recibir los sabios consejos de un experto en Feng shui.
En las capitales comerciales de los países de origen chino existen innumerables casos documentados de como el Feng shui ha influido y favorecido económicamente a toda una población.
El Banco Árabe de Malasia, uno de los más bellos edificio de la ciudad pero mal ubicado, donde su puerta principal está enfrentando una mala configuración en la intersección de dos calles provocando una caída financiera a la entidad, sus dirigentes aunque musulmanes pero sensatos e inteligentes  decidieron remediar el asunto, buscando un experto en Feng shui que los orientara al respeto ya que no tenían nada que perder.
Después de un riguroso análisis el experto recomendó reubicar la entrada principal, dejándola fuera de esa corriente negativa que propicia el curse de calles.
Después de ello el banco repunto su rendimiento, adquiriendo más éxito, fama y reputación.
Muchas veces el mal Feng shui no proviene de la propia edificación sino del entorno, como en el caso del Banco Árabe, es prudente antes de seleccionar un edificio para montar su local u oficina asegurarse que lugar no este expuesto a ninguna mala condición externa (un mal Feng shui externo).
Antes de seleccionar la ubicación de un edificio hay que tomar encuentra el espacio que le quede adelante, este representa las posibilidad de éxito, mientras mayor sea el espacio mayor serán las posibilidades.
El banco de Hong Kong que es un gran edificio necesitaba también un gran espacio y adquirió el terreno del frente que luego donó a la ciudad para desarrollar allí un parque para niños, atrayendo al lugar una energía altamente positiva.
Claro está que no siempre se puede tener un terreno vació adelante, esto (según la estructura) se puede lograr grandes mejorías con una buena área de estacionamiento.
Siempre es bueno investigar el transito de la zona, este puede ser fluido, rápido, lento o estancado afectando así el flujo de energía que recibe el lugar.
Casos como esto podemos obsérvalos en la vía panamericana (autopista que comunica Caracas con Los Teques capital del estado Miranda - Venezuela) que está plegada de centros comerciales muy juntos a la vía.
En casos como esto el Feng shui ofrece soluciones que en la mayoría de las veces suelen ser económicas y mejora grandemente la influencia de público.
Vale hacer notar que la mayoría de ellos se encuentran solitarios entre dos grandes ciudades (los Teques y Carrizal, Carrizal y San Antonio de los Altos), fueron concebidos pensando en el inmenso transito que existe entre Caracas y estas tres ciudades, pero no tomaron en cuenta el feng shui, las grandes carreteras llevan la energía muy rápido, como los rápidos que descienden de la montaña que más que nutrir la zona la erosionan haciendo que el potencial público siga casi sin detenerse, por último los inversionistas no previeron crear un mercado cautivo edificando conjuntos residenciales.
Otro ejemplo que podemos citar, es el edificio del antiguo Banco Metropolitano de Sabana Grande (Caracas - Venezuela), que en su momento recibió el primer premio al mejor edificio de la ciudad por su diseño y arquitectura, sin embargo, tiene un malísimo Feng shui, a simple vista se observa una gran inestabilidad como una pirámide invertida faltándole una solidez (bases sólidas) aparente y los pisos superiores pareciera estar flotando en el aire, no olvidemos que paso con dicho banco y la entidad del Grupo Progreso (entidad financiera de mucho prestigio) que también funciono allí, si echamos un vistazo al centro comercial que funciona en la planta baja y sótano nos daremos cuenta que el Chi o energía no fluyen bien hacia su interior ocasionándole problemas a los propietarios de poca rentabilidad y fluencia de público.
Para comprender mejor la terminología del Feng shui debemos traducir el concepto de Chi o energía por el de influencia de público, cliente, dinero, prosperidad, crecimiento, etc.
Para el Feng shui una buena dotación de Chi, buena configuración en el diseño y la selección del lugar apropiado garantizan (al menos crea las condiciones) el éxito indudable de la gestión comercial.
También hay un Feng shui para los locales comerciales, se puede determinar en que lugar colocará la caja registradora, de que modo presenta la mercancía para que tenga más salida, como acondicionar el escaparate o vitrina de exhibición, la intensidad de la luz, etc.
El diseño de los pasillos es vital, ellos conducen el Chi por todo el centro comercial, lo que en feng shui se llama el flujo de Chi o del agua, al fin y al cabo por ellos transitaran los clientes que llevan el dinero, así como el agua riega el árbol de manzana que luego dará sus frutos.
Tenemos como ejemplo el Centro Comercial Macaracuay Plaza (Caracas Venezuela) que tal vez para mucho sea un buen diseño, se localiza en una buena zona con un buen potencial de público consumidor, sin embargo, desde la perspectiva de este arte milenario tiene un muy mal feng shui, en el podemos observar como un gran pasillo frente a la entrada permite que su Chi se escape por el otro extremo antes de que pueda circular por el resto del centro comercial. Al mirar arriba vemos como unas escaleras o pasillo automático, moderno y casi exclusivo que podría ser una ventaja más a su favor se convierte en un problema Feng shui al estar cruzadas en su centro afectando a los locales superiores.
Es posible que UD. conozca algún lugar que reúne algunas de las características positiva que hemos mencionado en este artículo y a pesar de ello no goza de la prosperidad y popularidad que debiera, esto se debe a que existe ciertas variantes del entorno inmediato o combinación de ellas que pueden afectar el y comprometer el resultado final.
“Recuerde que un local en un centro empresarial o comercial es como el camarote en un barco, cuando se hunde el barco también se hunde el camarote, la suerte del edificio le afecta a todos lo comercios que la integran.”
Aplicar el Feng shui a un lugar donde hay tanto en juego no es tarea de principiante ni de conjugar una serie de factores como en una receta mágica para hacer fluir la prosperidad, un buen estudio del lugar requiere del ojo entrenado y los sabios consejo de un experto en el arte del feng shui.
Los ejemplos sobran, el buen y el mal feng shui lo encontramos por donde quiera, lamentablemente el comerciante en general todavía no ha asimilado esta posibilidad que le ofrece el Feng shui para efectuar las correcciones necesarias y así mejorar grandemente sus recursos económicos.
De vez en cuando me solicitan inspeccionar un local u oficina y es increíble los cambios que se obtienen con unas pocas mejoras de bajo costo, al punto que se les puede ver en sus rostro el asombro antes los resultados, que con solo cambiar un mueble de lugar, el color de una pared, una cosa aquí y otra allá pueda afectar y mejorar tanto el interés cliente-compra.
El Feng shui lo podemos aplicar al nombre del centro comercial o la empresa, la ubicación y estilo del cartel, en el diseño de los anuncios publicitarios e incluso el de la tarjeta de presentación.
Creo que una clave en el diseño de los centros comerciales es crear espacios armónicos que faciliten la circulación del público y lo que es más importante aumente el tiempo de permanencia en los locales y el interés de compra.
Las técnicas de mercadeo han evolucionado mucho en los últimos tiempos y aun así los expertos no se explican como puede fallar un centro comercial tan bien diseñado, la respuesta a este interrogante la encontramos en el Feng shui.
Por supuesto que siempre existe la excepción, habrá alguien que gana mucho mientras los demás tienen perdidas, pero no es aquí donde debemos centrar nuestra atención, debemos ver el conjunto como un todo único y medir el éxito por el éxito mismo de todas y cada una de sus tiendas.
Sin embargo, siempre habrá la posibilidad de corregir, remendar y mejorar una situación y eso es lo maravilloso del Feng shui que no solo nos da las pautas para desarrollar con creatividad un proyecto sino que también nos ofrece las soluciones y correcciones cuando el mal ya esta hecho.
Copyright © 2010 Carlos Sosa


Carlos Sosa
Feng Shui Tradicional. Escuela clásica.
Cursos presenciales y a distancia


3 comentarios:

  1. Excelente articulo,
    Es muy reconfortante encontrar profesionales que razonan los fundamentos del Feng Shui, ayudando a las personas que leemos el articulo a darnos cuenta de la valiosas enseñandas de este arte milenaria.

    ResponderEliminar
  2. Muchas Gracias Antonio, me alegra saber que el tema esta cumpliendo su propósito de informar y despertar conciencia.

    ResponderEliminar